miércoles, 19 de diciembre de 2012

Rhinolophus hipposideros

Ejemplar solitario de Rinolofo pequeño (Rhinolophus hipposideros), fotografiado en la localidad de Ajo (Bareyo) el 9 de Agosto de 2011, en el interior de una casa de campo abandonada y situada muy cerca de los acantilados costeros... 

Rinolofo pequeño (Rhinolophus hipposideros)

Hasta ese momento jamás había observado un murciélago descansando en su refugio diurno. Me sorprendió mucho el minúsculo tamaño que tenía y la sensación de fragilidad que me transmitía... ¡PROTEJÁMOSLOS!!

Por Ángel Ruiz Elizalde

miércoles, 28 de noviembre de 2012

DOS LIBROS IMPRESCINDIBLES


Título: Bats of Britain, Europe & Northwest Africa
Autores: Christian Dietz, Otto von Helversen y Dietmar Nill
Editorial: A&C Black
ISBN 9781408105313
Precio: 49,5 €
Idioma: Ingles
Año: 2009
400 páginas, numerosas fotografías y dibujos.


Este es un libro de esos que demuestran porqué algunos libros en papel jamás podrán ser emulados por un libro electrónico. Una obra que trata todos los aspectos de los Quirópteros europeos, con una encuadernación magnífica,  y una edición cuidadísima en la que proliferan extraordinarias fotografías de murciélagos, y dibujos que son una gozada. Un libro que apetece tener en las manos, ojear sus ilustraciones, y por supuesto consultar cualquier aspecto de la biología y ecología de cada una de las especies de murciélagos europeas.

Se trata de una obra general, actualizada, sobre las distintas especies de Europa y norte de Africa. En el libro se distinguen dos partes. La primera trata cuestiones generales sobre los Quirópteros: su evolución,  taxonomía, estructura corporal, el vuelo, la ecolocación, comportamiento de caza, alimentación, ciclo anual, movimientos estacionales, refugios, poblaciones, conservación, etc.

La segunda parte del libro está dedicada a las distintas especies. Comienza con una clave para su determinación en mano, y posteriormente cada especie es tratada por separado: descripción de su distribución, subespecies y variaciones geográficas, llamadas de ecolocación, hábitat, refugios, comportamiento y reproducción, alimentación, migraciones, tamaño poblacional, amenazas y medidas de conservación. Cada especie se acompaña de varias fotografías, dibujos, y un listado de referencias bibliográficas.

-------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
oooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooo -------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Título: Écologie acoustique des chiroptères d´Europe
Autor: Michel Barataud
Biotope Éditions
ISBN 9782914817820
Precio: 53 €
Idioma: Francés.
Año: 2012
344 páginas, numerosos gráficos, fotografías y un CD con más de 270 grabaciones de llamadas en heterodino y tiempo expandido comentadas.



Es una obra imprescindible para iniciarse y trabajar en el análisis de las señales de ultrasonidos de los murciélagos europeos. El autor, una autoridad mundialmente reconocida en la materia, propone y explica su método para poder determinar,  en gran parte de los casos, las llamadas de ultrasonidos de las especies europeas utilizando detectores de ultrasonidos heterodinos y de tiempo expandido. El CD que acompaña la obra, con grabaciones sonoras de todas las especies, y los numerosos gráficos de comparación de las medidas de las señales, hacen de este libro una referencia imprescindible para el trabajo con detectores de ultrasonidos.

El capítulo 1 está dedicado a los fundamentos teóricos de la propagación de los ultrasonidos, y las características del sonar de los murciélagos.

En el capítulo 2 se trata los detectores de ultrasonidos actualmente utilizados para el estudio de los Quirópteros, sus tipos, características y recomendaciones de uso.

El capítulo 3 aborda la clasificación e interpretación de las señales acústicas de los murciélagos: Tipos, estructura, y la utilización de programas informáticos para la medición de sus principales características.

En el capítulo 4, el más extenso y verdadera “alma” del libro, el autor explica su método de identificación, una combinación de características acústicas y medidas  de las señales, que permiten la identificación de las distintas especies comparándolas con numerosos gráficos de referencia.  En primer lugar se trata la identificación acústica mediante detectores heterodinos, señalando sus ventajas y limitaciones, siendo la principal la imposibilidad de conseguir la identificación de todas las especies detectadas, muy especialmente las del género Myotis.  La parte más extensa está dedicada a la identificación de las llamadas grabadas en Tiempo Expandido, señalando las medidas que hay que tomar, y planteando una clave en función de sus características que permite llegar a determinar la especie en un alto porcentaje de los casos.
Todas las explicaciones se apoyan en las grabaciones, más de 270, que el autor proporciona en un CD que acompaña el libro. Así mismo, numerosos gráficos con los parámetros de las señales características de las distintas especies, son una referencia fundamental para lograr la determinación de la especie que hemos grabado.

El capítulo 5 se dedica a las aplicaciones que tiene el estudio de los quirópteros mediante el uso de detectores de ultrasonidos: Seguimiento de poblaciones, estudio de hábitat, etc.

En el capítulo 6 se trata la ecología acústica de los quirópteros, utilización de los distintos tipos de llamadas,  casos y características especiales, etc.

En los dos últimos capítulos, el 7 y el 8 el autor profundiza en la explicación detallada sobre aspectos del método heterodino y de tiempo expandido, y señala la posible evolución futura de las técnicas y material, para el estudio de los ultrasonidos de los murciélagos.




viernes, 23 de noviembre de 2012

Simposio Internacional: LOS MURCIÉLAGOS COMO BIOINDICADORES


Simposio Internacional: LOS MURCIÉLAGOS COMO BIOINDICADORES

Granollers (Barcelona)

5-7 de Diciembre, 2012




Información en:
http://es.amiando.com/bats_as_bioindicators_symposium_2012.html


IV Jornadas de la SECEMU

Las IV Jornadas de la SECEMU pretenden dar continuidad a los diferentes actos que se organizan para crear un foro común donde exponer los estudios realizados sobre murciélagos de la Península Ibérica, norte de África, Baleares y Macaronesia.





 La presente edición va dirigida a investigadores, gestores, naturalistas y estudiantes interesados en los murciélagos y cuenta con conferencias de representantes de los seguimientos más relevantes que se están llevando a cabo a nivel Europeo y Español.

http://www.secemu.org/index.php?option=com_content&view=article&id=60

lunes, 19 de noviembre de 2012

Reuniones Sección de Quirópteros


La Sección de Quirópteros del CEA realizará a partir de ahora sus reuniones cada dos semanas, los JUEVES de manera alterna.
 Proximas reuniones: 22 de Noviembre de 2012, y 6 de Diciembre de 2012.

Las reuniones tienen lugar en Santander, en la calle Fernández de Isla 11, 1º (local de Arca), a partir de las 19,30 h.

Estas reuniones son abiertas a la participación de cualquier persona interesada en los Murciélagos. 
Los asistentes podrán resolver dudas, recibir asesoramiento, seguir la marcha de nuestros proyectos y comentar observaciones y cualquier otra cuestión relacionada de su interés. No es necesario ser socio, ni adquirir ningún compromiso para poder asistir.

Queremos difundir el interés por los Quirópteros, potenciar su estudio y conocimiento y mejorar su protección.
Proximas reuniones: 22 de Noviembre de 2012, y 6 de Diciembre de 2012.

TE ESPERAMOS



domingo, 21 de octubre de 2012

SOFTWARE para la identificación acústica de Murciélagos

Algunas referencias de programas y apps que consideramos recomendables para la identificación de los ultrasonidos de Murciélagos.

 Es un editor de sonido con muchísimas posibilidades. No está dedicado específicamente al análisis de grabaciones de ultrasonidos de quirópteros, pero permite un análisis completo de las mismas. Muy potente. GRATUITO



BATEXPLORER. Un magnífico software de análisis de grabaciones de quirópteros. GRATUITO. Incluye una librería de referencia de las llamadas de todas las especies de Europa, tanto en heterodino como en tiempo expandido. Está especialmente dedicado al detector Batscanner, y grabaciones realizadas con otros modelos no permiten utilizar todas las prestaciones del programa. Aún así muy recomendable. http://www.elekon.ch/de/batlogger/downloads/


SONOBAT. Un programa comercial que automatiza las mediciones sobre las señales de los murciélagos. Muy completo, realiza mediciones de numerosos parámetros que otros programas no hacen, de fácil uso. Hay una versión que incluye clasificación automática de las llamadas, pero solo para las especies norteamericanas. Precio, unos 250 €. Se puede descargar una demo en: http://www.sonobat.com/


 BATSOUND. Programa comercial de referencia, uno de los más utilizados para el análisis de llamadas. Muy completo. La utilización no es demasiado simple ni intuitiva.
Precio en torno a los 600 €. Una demo puede descargarse en: http://www.batsound.com/?p=34


 Un programa de Cornell Lab of Ornithology dedicado al análisis de sonidos animales. Puede utilizarse también para quirópteros. Hay una versión gratuita en: http://www.birds.cornell.edu/brp/raven/ravenoverview.html


Apps para  Smartphone: 


BatLib Android App. Una especie de guía acústica de las especies de murciélagos europeas. Ofrece el sonido en heterodino de cada una, además de otros datos. 


Otra App, similar a la anterior. Las 30 especies de murciélagos presentes en Suiza. También con sus llamadas. https://play.google.com/store/apps/details?id=ch.codevision.SwissBats&feature=search_result#?t=W251bGwsMSwxLDEsImNoLmNvZGV2aXNpb24uU3dpc3NCYXRzIl0.
















martes, 16 de octubre de 2012

Salida Práctica con detectores



La salida práctica con detectores del Curso la haremos, si el tiempo lo permite, por la Península de la Magdalena. A partir de las 21h. Gracias al Ayuntamiento de Santander por su colaboración.

domingo, 14 de octubre de 2012

Curso iniciación a los Quirópteros


Ya hay 47 personas inscritas en el Curso. Esto marcha! A ver si con un poco de suerte hace buen tiempo y podemos detectar unos cuantos murciélagos por la noche. Las previsiones meteorológicas son buenas. Esperamos mañana o pasado poder confirmar el lugar de la salida nocturna.
Toda la información la iremos poniendo aquí, y en https://www.facebook.com/events/363792653706266/

martes, 9 de octubre de 2012

Programa del Curso de Iniciación a los Quirópteros

Programa provisional del Curso de Iniciación a los Quirópteros

1) Generalidades, Sistemática, Ciclo biológico, Ecolocación.
2) Las especies de murciélagos de Cantabria y su ecología.
3)Detección e identificación de murciélagos por ultrasonidos.
- Ecolocación. Tipos de señales. Tipos y modelos de detectores.
- La identificación con detector heterodino.
- La identificación con detector de tiempo expandido: sonogramas, medidas.
4) Amenazas y protección de los quirópteros.
5) Salida práctica con detectores.





Para la salida práctica, que realizaremos a un parque de Santander, es conveniente llevar linterna. Si es frontal mejor. También es recomendable una chaqueta o forro polar, que estamos ya en Octubre y por la noche refresca. En caso de mal tiempo, lluvia, viento fuerte o bajas temperaturas que impidieran la actividad de los quirópteros, la salida sería aplazada.



jueves, 4 de octubre de 2012

Curso de Iniciación a los Quirópteros

Todos los que tengáis intención de asistir al Curso es conveniente que os inscribáis, bien haciendo clik en "Asistiré" en este evento en Facebook https://www.facebook.com/events/363792653706266/ bien mandando un correo con vuestro nombre a: exploralanoche@yahoo.es

La razón es que se entregará información y documentación complementaria en soporte informático, y necesitamos conocer aproximadamente las copias que hay que realizar.
Gracias

CURSO DE INICIACIÓN A LOS QUIRÓPTEROS


Celebramos el "Año Internacional de los Quirópteros" con el primer Curso de iniciación a los Quirópteros en Cantabria.

 - Curso Gratuito teórico - práctico , dirigido a iniciarse en el conocimiento y estudio de estos extraordinarios mamíferos.

 - Conoceremos aspectos de su biología, comportamiento, amenazas, etc

 - Profundizaremos en el fenómeno de la ecolocación, y en la determinación de especies mediante el registro de sus ultrasonidos con detectores.

 - Realizaremos una salida a un parque de la ciudad para detectar murciélagos mediante detectores de ultrasonidos.

 - Lugar: Centro cultural CASYC. c/ Tantín 25. Santander
 - Fecha: Sábado 20 de Octubre de 2012
 - Horario: 17,30 h - 20, 30 h (Parte teórica; 21 h - 23, 30 h (Parte práctica)

** Es conveniente inscribirse enviando un correo a exploralanoche@yahoo.es indicando el nombre o nombres de las personas que deseen asistir **

lunes, 10 de septiembre de 2012

Nóctulos

Grabación de una secuencia de Nyctalus noctula. Realizada en Villaverde de Pontones (Cantabria) el 08/09/2012.
Las medidas: F.I. 22,7 kHZ; F.T. 20 kHZ; F.Max.E. 21,5 kHz; D. 19 ms; I. 424 ms.


Ir a descargar

martes, 7 de agosto de 2012

Pipistrellus kuhlii y Myotis alcathoe

La grabación tiene un fuerte ruido de fondo producido por insectos, a 16 kHZ. Se detectan un probable Pipistrellus kuhlii y un probable Myotis alcathoe.
 Lugar: Navajeda (Cantabria) 43º 21´36,5" N 3º 42´30,4" W
 Hábitat: Campiña atlántica
 Fecha: 3 de Agosto de 2012
 Medidas de las señales:
 P.kuhlii
 Fmáx. 41 kHZ
 Fmin. 37 kHZ
 FME 38 kHz
 D 7,9 ms
 I 201 ms

 M. alcathoe
 Fmáx. 75 kHZ
 F.min 43,5 kHz
 FME 49 kHz
 D 2,6 ms
 I 81,8 ms

  Ir a descargar

sábado, 4 de agosto de 2012

Grabaciones de llamadas

Se van a ir subiendo las grabaciones de ultrasonidos que vayamos realizando en distintos lugares de Cantabria, acompañadas de su correspondiente sonograma y las medidas realizadas de los parámetros de las llamadas. Salvo que se indique otra cosa, están obtenidas con un detector Petterson D240x, en tiempo expandido 10x, y registradas en una grabadora Olympus WS-760M, en formato WAV originalmente. De momento, y por limitaciones de almacenamiento, aquí se presentan en formato mp3. El análisis de las llamadas está realizado con el programa gratuito BatExplorer (http://www.elekon.ch/de/batlogger/produkte2/batexplorer2/). Y aquí está la primera, de un Pipistrellus pipistrellus:
Ir a descargar

viernes, 22 de junio de 2012

Murciélagos cavernícolas en Cantabria: una revisión




Miguel Ángel Toca Gutiérrez
C/ Casares, 11. 39430 Molledo. Cantabria mantoca@terra.es www.murcielagos.tk

Introducción

En la península ibérica se encuentran presentes quirópteros de las familias Rhinolophidae, con 1 género dentro del cual tiene 4 especies; familia Molosidae, con una única especie, la familia Vespertilionidae con 6 géneros y 19 especies; y por último la Miniopteridae, a veces considerada como integrante de la familia Vespertilionidae (PAZ & BENZAL, 1990). Los Rinolofos son los denominados murciélagos de herradura, de la que en Cantabria se encuentra el murciélago grande de herradura (Rhinolophus ferrumequinum) de elevado tamaño, el murciélago pequeño de herradura (Rhinolophus hipposideros) y el murciélago mediterráneo de herradura (Rhinolophus euryale) y el Rhinolophus mehelyi. La familia de Vespertilios se integra por las especies siguientes: por el género Myotis; Myotis myotis, M. blythii, M. natereri, M. daubentonii, M. bechstenii, M. emarginata, M. mystacinus, M. capaccini, del género Nyctalus; Nyctalus noctula, N. Lesiopterus, N. leisleri; por el género Pipistrellus; Pipistrellus pipistrellus, P. pygmaeus, P. kuhlii, P. nathusii, P. savii; del género Plecotus, el Plecotus auritus y Plecotus austriacus; del género Eptesicus el Eptesicus seronitus y, del género Barbastella una única especie Barbastella barbastellus, y por último de las familias Molossidae y Miniopterus las especies Tadarida teniotis y Miniopterus schreibersii, respectivamente.
En Cantabria se presentan casi todas con la excepción del murciélago mediano de herradura Rhinolophus mehelyi, citado por algunos autores (TUPINIER, 1982; MEIJIDE, 1982) pero fruto de una identificación inadecuada basada en los caracteres de la hoja de la oreja. Esta especie se restringe a los dos tercios inferiores de la península(BENZAL & PAZ, 1991; GONZÁLEZ-ÁLVAREZ & RODRÍGUEZ-MUÑOZ, 1995) . Otra especie no presente es el murciélago patudo Myotis capaccinii, restringido al litoral del Mediterráneo. Hasta el momento no se han citado murciélagos de las especie Pipistrellus kuhlii, pero su presencia en zona asturiana, castellano-leonesa y vasca hace prever que en Cantabria también se asiente. En revisión se encuentran las distintas citas de Myotis myotis y la especie Myotis blythii de características bastante similares (GAECM, 2002) tanto ecológicas como fenológicas, lo que pudo originar citas erróneas para ciertos lugares, si bien no es discutible su presencia en el territorio regional. Las especies de nóctulos, Nyctalus noctula y Nyctalus lasiopterus no han sido discernidas con claridad, pues existen observaciones usando detector de ultrasonidos. Por último citar al Pipistrellus nathusii, hasta hace poco considerada extinguida a nivel nacional, cuyas citas primeras en Cantabria datan de un espécimen capturado en Muriedas en 1913 y no identificada como tal hasta la revisión de las colecciones del Museo Nacional de Ciencias Naturales (BENZAL & PAZ, 1991). Se redescubre recientemente como especie de la fauna española con el trabajo de un grupo de investigadores, que bien capturan ejemplares en Navarra y Asturias (RODRÍGUEZ-MUÑOZ et al., 1993-1994) y creen su localización mediante detectores de ultrasonidos en un paisaje de prados y eucaliptos en Guriezo en junio de 1991, esto es, en plena estación de cría.
De todo este elenco de especies podemos citar como estrictamente cavernícola al Miniopterus schreibersii, y en mayor o menos medida al Rhinolophus ferrumequinum, R. hipposideros, R. euryale, Myotis myotis, M. blythii, M. emarginata, Pipistrellus savii y Myotis natereri. Las especies del género Rhinolophidae se asocian en ocasiones con Myotis emarginata tanto en edificaciones como en cavidades.
Los murciélagos apenas poseen predadores naturales, en Cantabria únicamente se ha detectado depredación sobre Myotis sp. por lechuza común Tyto alba, cuando el refugio diurno de los murciélagos coincide con el de la lechuza, cosa que también se constató en covachos del entorno de El Calero en los años setenta, si bien resulta prácticamente inexistente cuando esta confluencia no se produce (SAIZ-VILLORIA, 1999).

La Investigación de Quirópteros en Cantabria

La historia de la investigación de los quirópteros en Cantabria está caracterizada por su discontinuidad y la brevedad de las investigaciones. De esto se obtiene un conocimiento sesgado y falta de datos fruto de un seguimiento de una manera más o menos continuada. La investigación comienza en Cantabria a principios de siglo con el insigne naturalista e investigador Ángel Cabrera, que dedica un monográfico a los mamíferos, con gran énfasis en la fauna de quirópteros. Es un tiempo con bastante complicación, pues la sistemática de los quirópteros no está fijada, así Cabrera describe nuevas especies que no son tal como el Rhinolophus phasma, similar al Rhinolophus hipposideros, o la subespecie Rhinolophus ferrumequinum obscurus, hoy no asumida como subespecie y a la que Cabrera describe por su color más oscuro y talla más pequeña. Salvada la inestabilidad de su sistemática a mediados de este siglo, se produce un parón en la investigación que no se recupera a nivel nacional hasta las investigaciones de Morales Agacino y Balcells Rocamora, pero el uno desde Doñana y el otro desde el Instituto Pirenaico de Ecología-CSIC poco influyen en la mejora del conocimiento de los murciélagos en Cantabria. Entre tanto no paran de sumarse nuevas especies de murciélagos a la fauna española, con la confirmación del Nyctalus lasiopterus y del Plecotus austriacus.(BENZAL & PAZ, 1991).
Es el francés Ives Tupinier quien en 1975 contribuye de una manera sin duda decidida al conocimiento de los murciélagos en la región. Dedica nada menos que su amplia tesis doctoral a los murciélagos en España, pero se detiene en un amplísimo tanto por ciento a analizar los murciélagos de Cantabria, de donde provienen la mayoría de los ejemplares que analiza. El investigador fruto de su laborioso trabajo describe una nueva especie al apartarla del Myotis daubentonii, el Myotis nathalinae, señalaremos que la mayor parte de los murciélagos que el investigador analiza fueron colectados en el alto Asón (TUPINIER, 1975). Hoy la mencionada especie se considera un morfotipo del Myotis daubentonii (PALMEIRIM, 1990; PAZ & BENZAL, 1990; BENZAL & PAZ, 1991). El trabajo sobre los quirópteros cántabros continúa con Meijide Calvo, quien en 1979 elabora un catálogo en el que da a conocer la presencia de Eptesicus seronitus, Plecotus auritus y Barbastella barbastellus en Cantabria. Antes este autor había publicado algún otro trabajo sobre la fauna cavernícola de la zona de Oreña.
En este punto temporal se abre un vacío en las publicaciones que se solventa en 1988 cuando como contribución al Convenio de Bonn sobre especies migratorias europeas, se elabora a nivel nacional el Inventario de refugios importantes(BENZAL et al., 1988) en el que se visitan y recogen datos de diez refugios (PAZ et al., 1990) de muy variada importancia, mayoritariamente cuevas.
En 1991, cuando se comienza la elaboración del Atlas de Vertebrados de Cantabria, en donde se descubre la presencia de Tadarida teniotis , Plecotus austriacus , Pipistrellus kuhlii Hypsugo savii, Nyctalus leislerii y del Pipistrellus nathusii (RODRÍGUEZ-MUÑOZ et al., 1993-1994). Los trabajos del Atlas continuarán algún año más, la parte de los quirópteros está al cargo de Rodríguez Muñoz y González Álvarez, integrantes del Grupo Asturiano para el Estudio y la Conservación de los Murciélagos (GAECM). Previamente se intentó mediante fichas de datos (GAECM, sine data) el recopilado de información, si bien con escaso éxito y respuesta por parte de los grupos y espeleólogos. Este grupo trabaja de forma esporádica con los murciélagos cántabros. Desgraciadamente el Atlas queda inconcluso y sus datos no verán la luz.
Entretanto se recopilarán todas las citas de murciélagos a nivel español con el proyecto del Atlas Regional de Quirópteros de España –ARQUE– y prosigue alguna toma de manera esporádica por investigadores nacionales y se elabora algún informe nacional para el Ministerio de Medio Ambiente. Después de este trabajo no existe una investigación ni publicaciones reseñables, solo una pobre mención a los quirópteros en el libro “Fauna y Flora de Cantabria” de la Editorial Cantabria y la Consejería de Medio Ambiente. Desde 1999 y hasta el 2003 se desarrolla en la cuenca del río Asón un Proyecto Life-Naturaleza que trata de recuperar toda la biodiversidad de la cuenca; se procede al seguimiento de las poblaciones de esa zona (SIMAL, 1999; TOCA, 2002a) y también inicia un plan de anillamiento por el autor que esto suscribe, que si bien se centra en el Alto Asón aborda también las migraciones en el resto de la región (TOCA, 2002b). A fines de siglo se produce un cierto relanzamiento, se publica un trabajo sobre la cueva de La Castañera (TOCA, 2001) a la vez que a iniciativa de M. L. Serna-Gancedo y del que suscribe este trabajo se investiga la mortandad de murciélagos en esta cueva, que luego resultaría ser una epidemia a nivel europeo.
Por último y dentro de este grupo de iniciativas que se están poniendo en marcha y están sirviendo para hacer progresar el conocimiento de este grupo animal, mencionaremos que durante el año 2002 y 2003 se están revisando las colecciones de murciélagos depositados en el Museo Regional de Prehistoria y Arqueología de Cantabria, que a buen seguro dará interesantes datos por la diversidad y abundancia de yacimientos cuaternarios (SEVILLA, 2002), datos estos de interesante valor para conocer la paleontología de los quirópteros en el Cuaternario, poco estudiado a nivel nacional. A este respecto y en esta investigación podemos adelantar que la técnica de excavación arqueológica no ha mejorado hasta época muy reciente, anteriormente se descartaban los pequeños restos, entre ellos de avifauna y de quirópteros por lo que son limitados y no tan profusos como se desearía el número de restos de murciélagos en las colecciones del Museo regional. A esto se suma la inexistencia total de excavaciones sobre el ámbito de paleontología en Cantabria, al margen de los osos.
Sobre historia de la conservación de los murciélagos y haciendo una breve síntesis diremos que a nivel nacional de protegieron en 1981, que todas las especies están incluidas como “De interés especial” menos las insulares Pipistrellus maderensis y el Plecotus tenerifae que están clasificadas como “Vulnerable” por el Catálogo Nacional de Especies Amenazadas de 1990, que actualmente está en revisión. La Ley de Cantabria 3/1992 de protección a los animales permite la creación de un Catalogo Regional de Especies Amenazadas –CREA– tal y como están haciendo o ya han hecho otra muchas comunidades españolas. Hasta ahora el citado catálogo no se ha presentado y confiemos en que si se hace se incluyan a los quirópteros no en una categoría genérica sino particularizando su grado de amenaza especie por especie y reflejando lo más fielmente posible la situación real, fruto de la consulta a expertos.
En Cantabria, y a raíz de la Directiva Europea de Hábitats se obliga a designar lugares para proteger las especies protegidas dentro del anexo de la directiva. En este anexo se hace referencia a las especies Rhinolophus ferrumequinum, R. hipposideros, R. euryale, Myotis bechsteiniiM. emarginatus, M. myotis, M. blythii, Barbastella barbastellus, Miniopterus schreibersii, que resultan ser las más cavernícolas como Miniopterus schreibersii o el género de los Rhinolophidae o las más raras como Barbastella barbastellus o el Myotis bechstenii.
Para la designación de estos lugares, que luego formarán parte de la red Natura 2000 de espacios naturales de interés europeo se utilizó informes elaborados por la Sociedad Española para la Conservación y el Estudio de los Murciélagos SECEMU para el Ministerio de Medio Ambiente e información de campo de origen bastante desfasada y/o genérica. Se procedió de este modo a no revisar ningún dato ni ha desarrollar una investigación profunda para conocer fidedignamente que refugios debían protegerse. En 1996 con esta pobre información y algo de arbitrariedad se designan dos cuevas para integrar esta red, ambos con un pequeño entorno exterior para proteger los cazaderos y hábitat cercanos para los murciélagos además de garantizar la adecuada guarda de la superficie exterior de la cueva. Se protegen la cueva de la Castañera en Villaescusa y la cueva del Calero en Oreña; ambas presentan elevadas concentraciones de murciélagos de unos 2000 individuos simultáneamente. En el año 2001 se revisa la mencionada lista y con escaso rigor científico se excluye inexplicablemente la cueva de la Castañera y se incluye la cueva del Reju en Val de San Vicente, de igual importancia que las otras dos pero en 1996 no considerada. Tanto la cavidad del Reju como la de La Castañera presentan unidades ambientales similares, dominados por ecosistemas de encinar cantábrico muy cerrado en lugares en pendiente y ricos prados en los terrenos más llanos y propicios para ello. En ambos casos hay en un entorno cercano ecosistemas lacustres (en la Castañera la ría de Solía y en el Reju el río Nansa con amplias márgenes de bosque de galería y su tramo de desembocadura con ecosistemas marismeños y amplios juncales – Tina Menor–) En el caso de la Castañera el ecosistema de bosque está sensiblemente fragmentado, aquejado de una urbanización creciente, pero a favor está que este espacio protegido entraría en conexión con el Parque Natural de Peña Cabarga. A favor del Reju se decanta el que está en plena unidad ecológica con el LIC Río Nansa. En el caso del Calero o La Rojería en ecosistema dominante en el entorno es la campiña de la rasa costera cantábrica, intercalando pastizales de alta producción con fincas con plantaciones de eucaliptos y pequeños jirones de arbolado autóctono. En todo caso en la Rojería es donde cede la importancia el ecosistema, que es algo pobre ecológicamente, a favor de la considerable colonia de la cueva.
Para la protección de la Castañera, si esta medida deseable se realizase, y sin un estudio preciso, parece que la presencia del arroyo del Morín por su interior nos conduce a pensar que resultaría indicado el cierre con vallado perimetral de las distintas bocas, aspecto reafirmado por la presencia del Miniopterus schreibersii. Para el Reju en cambio, además de cuidarse de impedir que arda el interesante, rico e intrincado encinar cantábrico que lo circunvala, para controlar el acceso a esta cavidad ha de tenerse la particularidad de su estrecha boca y de estar incluida en una pared caliza.

Biología y distribución de los murciélagos cavernícolas en Cantabria

Aclaremos en primer término que la cita de las siguientes especies: Rhinolophus ferrumequinum, R. hipposideros, R. euryale, Miniopterus schreibersii, Myotis myotis, M. blythii, M. emarginata, Pipistrellus savii y Myotis nattereri que hemos citado como cavernícolas presentes en Cantabria, no es ni mucho menos una lista cerrada. De este modo, en época estival podemos encontrar especies que se sitúen en refugios antropófilos, como los Rhinolophus ferrumequinum, Rhinolophus hipposideros, Rhinolophus euryale, y el Myotis myotis que aprovechan sótanos, desvanes, campanarios y similares. Otras especies como el Pipistrellus savii y el Myotis nattereri son predominantemente fisurícolas, ya sea dentro o en el exterior de las cuevas. Por último reseñaremos que en épocas de frío extremado los murciélagos forestales de los géneros Nyctalus, Plecotus y algunos otros pueden llagar a resguardarse en cavidades subterránea; algo parecido sucede con otras especies que precisan de las cuevas para completar su ciclo anual, en concreto la hibernación, como es el caso del Myotis bechstenii, de ese momento es de donde procederían los restos de mandíbulas y restos óseos hallados en cavidades de la región (TUPINIER, 1982). También se ha constatado de la utilización invernal del Myotis daubentonii de minas (CARRO et al., 1997).
Las cuevas a nivel nacional suponen cerca del 50 % de los refugios de los murciélagos catalogados en España (PAZ et al., 1990), siempre con la diferencia que supone la presencia de zonas cársticas y cuevas(CARRO et al., 1997), en Cantabria representan sin duda un porcentaje mayor para los murciélagos.
De este modo pasemos ahora a abordar individualmente una a una las especies cavernícolas. El Miniopterus schreibersii especie de bastante envergadura, posee una alta velocidad de vuelo, entre 50 a 60 kilómetros. Dada su envergadura caza en terrenos principalmente abiertos, lo que le lleva a campar por zonas (GARRIDO, 1998) (ROUÉ, 1999). Es el más troglodita de cuantos murciélagos existen en Cantabria, gusta de refugiarse en cuevas y minas, y solo ocasionalmente visita otros refugios. Es muy gregaria y en ocasiones forma colonias de algunos cientos de individuos. En la zona costera de Cantabria, con importantes y amplios cazaderos con recursos tróficos abundantes se conforman las mayores poblaciones, en tanto que en la cordillera en su tramo cántabro es más escaso y aparece en ocasiones mezclado con especies del género Rhinolophus. En la Cantabria del Ebro no se ha citado y parece estar ausente de ella y de la vertiente Sur cántabra de la cordillera. Es bastante migrador según se ha constatado en el restó de la península (PALMEIRIM, 1995) si bien para Cantabria se desconoce como realiza estos desplazamientos estando estos factores ahora en estudio.

Del género Rhinolophus en Cantabria con sus 3 especies, Rhinolophus ferrumequinum, hipposideros y euryale, son si cabe el grupo que relativamente más datos se tiene por resultar especies cavernícolas a la vez que usar edificaciones. Del Rhinolophus ferrumequinum se tiene constancia en prácticamente toda la región, no pareciendo resultar ausente de ningún área. El Rhinolophus euryale resulta menos frecuente, se le cita más abundantemente en el área costera si bien penetra hasta la las cabeceras de los valles de los ríos cantábricos, entretanto no ha sido localizado en tercio inferior de la región, que coincide mayormente con las cuencas del Ebro y Duero. El Rhinolophus hipposideros parece ocupar toda la región sin que lleguemos a discernir patrones de preferencia, si es que los tiene. El Myotis bechstenii resulta ser una especie que ocasionalmente usa las cuevas como refugio, de esta manera en época primaveral y estío prefiere de usar refugios arbóreos, pero en época invernal usa cuevas y similares. En ningún caso forma grandes concentraciones (SCHOBER & GRIMMBERGER, 1996) y lo más común es la localización de ejemplares aislados. Al parecer usa grietas estrechas y /o profundas en cavidades lo que dificulta enormemente su observación (PALMEIRIM & RODRIGUES, 1991 in BENZAL & DE PAZ, 1991). La escasez de esta especie se constata no solo en Cantabria, si no a nivel europeo, lo que impide realizar seguimientos poblacionales (WALSH, et al. 2001) que aporten algo de luz a su distribución y demografía. Al igual que en la actualidad es en el Pleistoceno español una especie rara; en el pasado y hoy es una especie más frecuente en el resto de Europa que en España (SEVILLA, 1988) (SEVILLA, 1991 in BENZAL & DE PAZ, 1991) quizá por su preferencia de bosque mixto húmedo, en la región se localiza sin distinción altitudinal. Debe ser revisado y considerar la posibilidad de que los restos óseos o parte de ellos hallados por el Dr. Tupinier en las cavidades de Ayol, Cubias Negras y Coventosa pueden no se corresponda con ejemplares de época actual sino de restos de restos fósiles o en todo caso antiguo pues existe yacimiento paleontológico al menos en Coventosa (LEÓN, 1997). El ecosistema cantábrico ha sufrido un calentamiento y simplificación del bosque mixto tal como muestran los análisis polínicos que pueden reafirmar esta hipótesis, en tanto que Tupinier no facilita medidas ni fotografías de los restos en su trabajo y no resulta factible el volver a revisar sus restos por estar en depósito en el Museo de Ginebra, en cualquier caso es sintomático que no se haya localizado ningún individuo vivo.

Estatus poblacional actual

A nivel nacional las cifras dadas para ciertas especies (Rhinolopus ferrumequinum, hipposideros, euryale, Myotis myotis, blythii,...) por la Sociedad Española para la Conservación y el Estudio de los Murciélagos (PAZ & ALCALDE, 2000) son sin duda más que rebatibles y suponen una sobrevaloración de especies de comportamiento gregario. Así de especies como el Miniopterus schreibersii se tienen muchísimos más datos que del Myotis nattererii o de las forestales (PAZ et al., 1990). En Cantabria aún estamos muy lejos de poder dar estimas globales de población, si bien se constata la crisis crónica de las poblaciones (SIMAL, 1999; TOCA, 2001; TOCA, 2002a). A nivel de europeo el nivel de conocimiento de las distintas especies está dividido en dos grandes grupos, por un lado murciélagos cavernícolas de naturaleza gregaria y colonial. De este grupo se disponen de datos más o menos esclarecedores, tanto de su comportamiento y biología y en ciertos países centroeuropeos como Polonia o Hungría se realizan censos invernales que da un conocimiento bastante bueno de su dinámica poblacional (ALCALDE, 1997). Otro grupo es de murciélagos de comportamiento menos colonial y que ocupan lugares de mayor dificultad de prospección y menos aún de seguimiento, como es el caso de murciélagos fisurícolas, forestales y de naturaleza solitaria.

Nuevos datos sobre las amenazas en Cantabria

Pasemos ahora a analizar los factores de amenaza para los microquirópteros regionales en comparación con las amenazas dadas a nivel nacional(BLANCO & GONZÁLEZ, 1992; ALCALDE, 1997). Por un lado constataremos la prácticamente nula presencia de ciertas amenazas como el cultivo de champiñones en cavidades o la transformación en “vías verdes” de viejos túneles de ferrocarril, este último impacto está aún por confirmar en Cantabria, pero que puede tener incidencia en la vía de “Bilbao-La Robla”, actualmente en obras de reapertura, y el “Santander-Mediterráneo”.
Pero en Cantabria se presentan diversos impactos no considerados a nivel nacional. Así actividades como la producción de quesos en la comarca de la Liébana puede interferir menguando los refugios potenciales o bien en aquellas que tienen queserías (MEIJIDE, 1982) y los murciélagos pueden acceder a ellas interfiriendo gravemente en los ciclos de los murciélagos.
Hasta 1981, en que los murciélagos se encuentran protegidos por la ley y se prohíbe el darlos muerte, hasta ese momento las investigaciones se desarrollaban capturando y matando de forma más o menos ortodoxa a los quirópteros (TUPINIER,1982). Desconocemos que impacto efectivo pudo ocasionar la captura de quirópteros pero sin duda debió ser significativo, lo que unido a la penetración y la molestia grave de los quirópteros en el interior de las cuevas debió interferir gravemente. Además las recolecciones de Tupinier se producen en los meses estivales e invernales en su mayoría, periodos que coinciden con las épocas críticas del ciclo vital anual de los microquirópteros. Creemos que en el área del Asón ha tenido una repercusión bastante determinante estas recolecciones que han desembocado, junto a una sinergia de factores, en la postración y languidez poblacional en la que están hoy día esos contingentes; también es reseñable la colecta de crías en la cueva de La Rojería con fines científicos.
En el trabajo de Meijide (1982) ya adelantaba la dramática reducción de los contingentes de quirópteros cántabros, pero no se atreve a aventurar hipótesis sobre las razones de este declino. A partir de los años 70 se comienzan a proteger las cavidades que presentan manifestaciones de pinturas y grabados prehistóricos. Si bien es una medida efectiva para salvaguardar la integridad como tal de los ecosistemas cavernícolas no lo es tanto para el mantenimiento de las poblaciones de murciélagos troglófilos. A instancias de investigadores e interesados en el tema desde luego bienintencionados se produce la que es sin duda una de las dos mayores y a mayor escala amenazas para los quirópteros en Cantabria. No es otra que la instalación de rejas en las cuevas con pinturas y restos similares que provocan el abandono o la destrucción de hecho de colonias importantísimas, pues normalmente las cuevas que poseen estos valores suelen ser cavidades bastante grandes y de una cierta relevancia de condiciones (LEÓN, 1997). Baste como ejemplo del impacto que supuso esto que en 1908 y en 1911 Cabrera (BENZAL, 2000) constata que existía abundante colonia estival según parece de las especie Rhinolophus hipposideros (MEIJIDE, 1982) en las Cuevas de Hornos de la Peña –San Felices de Buelna– o incluso en las Cueva del Castillo –Puente Viesgo– con Rhinolophus hipposideros (MEIJIDE, 1982). Hoy resulta impensable el encontrar en estas importantes cavidades murciélagos, pues están abiertas al publico, con iluminación e infraestructuras y lo que resulta más importante, unas rejas que impiden taxativamente el paso a los murciélagos. Similar camino corren cuevas que actualmente van a ser abiertas al público como la Cueva de la Cullalvera –Ramales de la Victoria–, en donde se citan nada menos que 4 especies –Rhinolophus ferrumequinum, Rhinolophus euryale, Myotis myotis y Miniopterus schreibersii– . Las rejas, colocadas con estrechos barrotes verticales, impiden el acceso en vuelo de los murciélagos (PALMEIRIM & RODRIGUES, 1992). En Cantabria, la Consejería de Cultura del Gobierno de Cantabria ha cerrado las cavidades con arte rupestre mediante rejas verticales eliminan o reducen a la mínima expresión el acceso a los murciélagos.
La actividad investigadora de los arqueólogos dirigida a yacimientos y pinturas. La actividad de excavaciones o visitas investigativas en el interior de las cuevas suele ser en los meses de junio a septiembre, meses que coinciden con las etapas criticas de cría, si bien es cierto también que normalmente se desarrollan en el vestíbulo y zonas de la entrada. Se ha constatado la colisión de quirópteros con cuerdas horizontales y otras infraestructuras arqueológicas colocadas en cuevas (GRANDE DEL BRIO, 1984).
Distintas especies como el Myotis myotis o los Rhinolopus sp. –además de otras del Pipistrellus sp. y otros géneros– utilizan de manera accesoria y complementando a su red de refugios distintas cavidades, refugios de naturaleza antropogena como cabañas, caseríos, invernales, puentes y similares. Actualmente la mayoría de cabañas pasiegas se encuentran en incipiente estado de abandono. Si bien en algunos como los puentes no se producen apenas afecciones ambientales, en otros lugares de descanso como cabañas y otras edificaciones humanas pueden producirse problemas. Por un lado Cantabria dispone de una enormísima cantidad de caseríos, invernales ganaderos y unas 6000 cabañas pasiegas, de por si son un potencial de refugios para los murciélagos. Dentro de estos refugios antrópicos se sitúan las iglesias(MITCHELL-JONES & MCLEISH, 1999). Hasta hace escasas décadas eran lugares importantes en los que se reunían colonias estivales relativamente relevantes (MEIJIDE, 1982; TOCA, 2002c). No en vano en la obra de Meijide se citan murciélagos en varias ermitas y templos, todos ocupados por rinolófidos o Myotis myotis como en Tama y hay constancia de colonias de cría relevantes en la Iglesia de San Martín de Quevedo, Molledo; han desaparecido colonias de murciélagos en estas iglesias debido a obras de reforma que se han llevado a cabo que bloquean los puntos de acceso al edificio, de esta manera se tiene constancia de que han desaparecido colonias en San Martín de Quevedo y más recientemente en la Iglesia de Latas en Somo (AJA, 1999). Hoy día en la zona de la Cantabria del Ebro, las iglesias tienen un papel fundamental a la hora de mantener poblaciones de quirópteros, habiendo nosotros detectado el uso de portales de entrada, campanarios y otras dependencias al menos por las dos especies de Plecotus, Myotis myotis, Rhinolophus ferrumequinum y Myotis daubentonii. Por último, el atropello de murciélagos (BAFALUY, 2000), apenas estudiado parece afectar de forma más bien escasa a los cavernícolas, siendo más usualmente blanco los murciélagos urbanos. Así he podido constatar personalmente que es especialmente frecuente el atropello de murciélagos de la especie Pipistrellus pipistrellus, sobre todo debido a la peculiar fisonomía de Cantabria en donde las carreteras de sus valles van paralelas a los ríos, a veces con iluminación de farolas que atrae a la ento-fauna acuática como efemeras, mosquitos, y suponen una trampa para los murciélagos. Relacionado con este efecto de atracción de los ríos por su riqueza entomológica está un factor de amenaza que parece resultar de bajo efecto sobre las poblaciones de microquirópteros. Hablamos de la captura fortuita de murciélagos por pescadores mientras desarrollan pesca a mosca seca, los murciélagos cogen el cebo bien cuando está en la superficie del agua o bien cuando el pescador procede a lanzarla por el aire. Considerando que la mayor parte de los ríos de Cantabria en sus tramos más importantes están acotados y cuentan con un cupo de pescadores diario de entorno a 20 pescadores esta riesgo no parece ser especialmente significativo.
Mayor calado ha debido tener sin lugar a dudas y en época muy reciente el proceso de electrificación rural de gran número de caserío, invernales y edificaciones pecuarias sitas en parajes naturales. Si bien el proceso de electrificación es por todos deseado, ya de por si muy demorado y una reivindicación “histórica” puede haber tenido efectos negativos, al menos desde un punto de vista teórico, al suponer el dotar de luz eléctrica a cabañas e indirectamente fomentar su remodelación y conversión.

Perspectivas

Debieran articularse medidas de promoción de los murciélagos en las edificaciones (BOLR, 1998) tal y como ha hecho muy acertadamente el Gobierno de La Rioja, incentivando las posibles molestias que puede originar la presencia de murciélagos en edificios y la hipotética perdida de renta por la falta de uso de estas estancias, así como fomentando la tranquilidad de las colonias allí asentadas. En Cantabria existe al menos un caso constatado de problemas con una colonia (OLMO, 2002) del género Rhinolophus asentada en una casa habitada de Pámanes que fue solventado excluyendo por medios no agresivos a los murciélagos gracias a la colaboración conjunta entre la Dirección General de Montes y Conservación de la Naturaleza, el propietario afectado y el autor del presente trabajo como asesor consultado. Ejemplos como este dan buenos modelos de acertada actuación con los murciélagos.
De otro lado se han llevado a cabo experiencias de cierre compatible con los murciélagos (RODRIGUES, sine data) (RODRIGUES & PALMEIRIM, 1996), por lo que no resulta de recibo que se continúen cerrar al público cuevas utilizando la tipología de barrotes verticales. En el mismo sentido los enrejados ya hechos que deban de ser cambiados por deterioro u otra circunstancia han de cambiar el sistema de barrotes. Debe tener en cuenta la administración que esté o no constatada la presencia efectiva o por evidencias de los murciélagos dentro de la cueva ha de procederse a poner enrejados tolerado por los quirópteros, permitiéndose así un uso potencial de la cueva. Además de los enrejados verticales han de rechazarse por perniciosos para la biodiversidad de la cueva otros sistemas como el uso combinado de barrotes con malla metálica fina o puertas metálicas (QUETGLAS et al., 2000). La mayoría de las especies de murciélagos toleran perfectamente las rejas horizontales con unas determinadas medidas (RODRIGUES & PALMEIRIM, 1996), en el caso de la especie Miniopterus schreibersii debe optarse por cercados perimetrales en todo caso. En el diseño y aplicación de los enrejados debería en todo caso participar algún especialista en los quirópteros, pues cada cierre requiere de peculiaridades propias no extrapolables. Actualmente en la Cueva del Carrascal en la localidad de Valle, Ruesga se ha cerrado por medio de la instalación de un enrejado compatible con los murciélagos a fin de proteger los murciélagos de las especies Rhinolophus ferrumequinum y Rhinolophus hipposideros. Según los datos recogidos hasta el momento ambas especies han tolerado perfectamente el cierre adaptado, aumentando en número de murciélagos que usan el refugio.
Otra línea muy adecuada de actuación sería la puesta en marcha de un programa continuado de monitoreo y seguimiento poblacional, centrado sobre todo en las especies cavernícolas por ser las de estudio y control más sencillo, pero sin olvidar las forestales. Buen ejemplo de planes de monitoreo de poblaciones podemos encontrar en el “The UK’s National Bat Monitoring Programme –NBMP– ”, que aunque a menor escala y con objetivos más modestos podría articularse un plan similar en Cantabria, o en todo caso un sistema continuo de censado invernal y estival. En el control y censado tendría un importante papel los espeleólogos, que visitan gran cantidad de cavidades y pueden reportar la información del número de individuos que detectan.
Al margen de la red Natura 2000 y sus LICs, para la conservación directa de los murciélagos cavernícolas y en el marco de una estrategia regional de conservación de los murciélagos al estilo de los planes de acción británicos (UK BIODIVERSITY GROUP, 2000) cabría la posibilidad del establecimiento de una red de refugios que resulten vitales e imprescindibles para garantizar el mantenimiento de unos mínimos poblacionales. Esta red podría perfectamente articularse a través de figuras como el Monumento Natural o Reserva Natural (RÍO, 1999), pero en todo caso y según lo dispuesto en los artículos 15 y 16 de la Ley 4/1989, resultaría más apropiada la figura de Reserva Natural(GONZÁLEZ, 1999b), pues una cueva con murciélagos difícilmente es explotable de algún modo, en tanto que Monumento Natural iría más encaminado a cuevas vistos como formaciones geológicas.
Por último, un aspecto que dista mucho de estar solventado es que mecanismo legal a articular en la protección de edificaciones que albergan importantes colonias de murciélagos, aspecto tampoco acabado de solucionar en otros países del entorno europeo y es que la legislación proteccionista va encaminada a velar por medios naturales y sus habitantes, pero queda fuera de juego en esta otra situación. Este problema creemos que tiene también importancia para otras especies de fauna españolas que gustan de edificios para vivir como es el caso del amenazado cernícalo primilla Falco naumanii.

Agradecimientos

Muy especialmente a Jesús Benzal por revisar el manuscrito, a la Fundación Naturaleza y Hombre, R. Montes, V. Fernández-Acebo, Museo Regional de Arqueología y Prehistoria, BHS Consultores, S. Fajardo, a la SECEMU y el Gobierno de Cantabria por autorizar los trabajos y marcajes de murciélagos.

Miguel Ángel Toca Gutiérrez
C/ Casares, 11. 39430 Molledo. Cantabria mantoca@terra.es www.murcielagos.tk


Bibliografía
AJA, J.J. 1999. Comunicación personal.
ALCALDE, J.T., 1997. Situación actual de los quirópteros de la península Ibérica. Quercus, 132:18-22, febrero.
BAFALUY, J.J., 2000. Mortandad de murciélagos por atropello en carreteras del sur de la provincia de Huesca. Galemys, 12 (1):15-23.
BENZAL, J., PAZ O. DE, & FERNÁNDEZ, R., 1988. Inventario de los refugios importantes para los quirópteros de España. ICONA. Informe inédito.
BENZAL, J. & DE PAZ, O., 1991. Los Murciélagos de España y Portugal. Colección Técnica. ICONA.
BENZAL, J., 2000. Datos inéditos.
BLANCO, J.C. & GONZÁLEZ, J.L., 1992. Libro rojo de los vertebrados de España. ICONA, Colección Técnica, Madrid.
BOLR, 1998. Orden 56 de 23 de junio de 1998 de la Consejería de Desarrollo Autonómico, Administraciones Públicas y Medio Ambiente por la que se regula el régimen de concesión de subvenciones para la protección de refugios de murciélagos. Boletín Oficial de La Rioja, 78:2495-2496, 30 de junio.
CARRO, F., FERNÁNDEZ, R. & MORAÑA, A., 1997. Refugios importantes para los quirópteros en Galicia. Ecología, 11:445-452.
GAECM, sine data. Instrucciones para cumplimentar las fichas, Atlas de Quirópteros de Asturias y Cantabria. Grupo Asturiano para el Estudio y Conservación de los Murciélagos – Federación Asturiana de Espeleología.. Instrucciones + 2 fichas. Inédito.
GAECM, 2002. Especies de quirópteros presentes en Cantabria. Informe inédito.
GARRIDO, J.A., 1998. Técnicas de caza de los murciélagos. Quercus 150: 41-45, agosto.
GONZÁLEZ-ÁLVAREZ, F. & RODRÍGUEZ-MUÑOZ, R., 1995. Distribution of bats in Asturias (Northern Spain). Myotis, 32-33:163-181, enero. Bonn.
GONZÁLEZ, F., 1998. Comunicación personal.
GONZÁLEZ, F., 1999a. Atlas Regional de los Quirópteros de España. Barbastella, Boletín de la Sociedad Española para la Conservación y el Estudio de los Murciélagos, 3:11-12.
GONZÁLEZ, F., 1999b. Protección legal de refugios en Asturias. Barbastella, Boletín de la Sociedad Española para la Conservación y el Estudio de los Murciélagos, 3:19-20.
GONZÁLEZ LUQUE, C., 2000. Datos inéditos.
GRANDE-DEL BRIO, R., 1984. Explicaciones a los fallos en el radar de los murciélagos. Quercus, 15:26-28, octubre/noviembre.
LEÓN, J. 1997. Catálogo de las Grandes Cavidades. Cantabria Subterránea. 2 Tomos. Consejería de Cultura y Deporte. Santander.
MEIJIDE, M., 1982. Catálogo de Quirópteros de la Provincia de Santander. Cuadernos de Espeleología, 9-10:215-290.
MITCHELL-JONES, A.J. & MCLEISH, A.P., 1999. The bat workers´ manual. JNCC.
MONTES, R., 2002.Comunicación personal.
OLMO, C. DE, 2002. Comunicación personal.
PALMEIRIM, J.M., 1990. Bats from Portugal: zoogeography and systematics. Miscellaneous Publications of the Kansas University Museum of Natural History, 82.
PALMEIRIM, J.M. & RODRIGUES L., 1992. Plano Nacional de Conservaçâo dos Morcegos Cavernícolas. Estudos de Biologia e Conservaçâo da Natureza 8 SNPRCN, Lisboa.
PAZ, O. DE & BENZAL, J., 1990. Clave para la identificación de los murciélagos de la Península Ibérica (Mammalia, Chiroptera). Misc. Zool., 13:153-176.
PAZ, O. DE, BENZAL, J. & FERNÁNDEZ, R., 1990. Criterios de Valoración de Refugios para Murciélagos: Aplicación al Inventario Nacional. Ecología 4:191-206. ICONA. Madrid.
PAZ, O. DE & ALCALDE, J.T., 2000. Catálogo Nacional de Especies Amenazadas. Propuestas. Barbastella, 1: 17-21.
QUETGLAS, J., MIGENS, E. & IBÁÑEZ, C., 2000. Cerramiento de cavidades compatible con los murciélagos. I Congreso Andaluz de Espeleología. Ronda, diciembre.
RÍO, J.L. DEL. 1999. Patrimonio cultural de Cantabria: Especial referencia a su incidencia en la actividad espeleológica. Grupu d’Espeleoloxía Gorfolí – Asturies. 11/01/99. Informe Inédito.
RODRIGUES, L., sine data. Vedação de protecção de abrigos. Gruta dos Morcegos (Tomar). Instituto da Conservação da Natureza. Lisboa.
RODRIGUES, L. & PALMEIRIM, J.M., 1996. Avaliação do impacto do encerramento de cavidades para protecção de colónias de morcegos cavernícolas. Relatorio Final. Projecto Instituto da Conservação da Natureza, Programa LIFE, JNICT & CSIC. Lisboa.
RODRÍGUEZ-MUÑOZ, R., GONZÁLEZ-ÁLVAREZ, F., PÉREZ-BARBERÍA, F.J. & ALCALDE, J.T., 1993-1994. Observaciones de Pipistrellus nathusii (Keyserling & Blasius, 1839) (Chiroptera, Vespertilionidae) en la península ibérica. Misc. Zool., 17:205-211.
ROUÉ, M.S.G., 1999. Plan de Restauration des Chiroptères, 1999-2003. Ministere de L’Amenagent du Territoire et de L’Environnement. Francia.
SAIZ-VILLORIA, J., 1999. Aves de Cantabria. Ed. Creática.
SCHOBER, W. & GRIMMBERGER, E., 1996. Los Murciélagos de España y Europa. Ed. Omega. Barcelona.
SEVILLA, P., 2002. Comunicación personal.
SIMAL, R., 2000. Localización de Colonias importantes de quirópteros en la Montaña Oriental. In: Memoria 2000 Proyecto Life-Naturaleza Conservación y Recuperación de la Biodiversidad en la Cuenca del Río Asón. Fundación Naturaleza y Hombre. Informe inédito.
TOCA, M.A., 2001. Los murciélagos en las cuevas de Villaescusa. In: Las Cuevas de Villaescusa: 122-129. Asociación para la Defensa del Patrimonio Histórico, Cultural y Natural del Valle de Villaescusa. Santander.
TOCA, M.A., 2002a. Informe de refugios de Quirópteros del LIC Montaña Oriental. Fundación Naturaleza y Hombre – Proyecto Life-Naturaleza Conservación y Recuperación de la Biodiversidad en la Cuenca del Río Asón. Informe inédito.
TOCA, M.A., 2002b. Plan de anillamiento de murciélagos en el LIC Montaña Oriental. Fundación Naturaleza y Hombre – Proyecto Life-Naturaleza Conservación y Recuperación de la Biodiversidad en la Cuenca del Río Asón. Inédito.
TUPINIER, Y., 1982. Quirópteros de España. Sistemática, biogeografía. Cuadernos de Espeleología, 9-10:217-290.
UK BIODIVERSITY GROUP, 2000. Tranche 2 Action Plans. Vertebrates and vascular plants. Department for Environment, Food & Rural Affairs.
WALSH, A., CATTO, C., HUTSON, T., RACEY, P., RICHARDSON, P. & LANGTON, S., 2001. The UK’s National Bat Monitoring Programme. Final Report. The Bat Conservation Trust & Department for Environment, Food & Rural Affairs.  

jueves, 19 de abril de 2012

Sonogramas

 Sonograma en tiempo expandido de los ultrasonidos de Pipistrellus pipistrellus y Pipistrellus kuhlii obtenidos en el mismo lugar (jardin urbano de Santander) y a la misma hora 20,13 UT, del 9/4/2012. Las diferencias son evidentes. La frecuencia: (37 kHZ en kuhlii, y 46 kHZ en pipistrellus)