viernes, 26 de diciembre de 2014

Fonotipos en P. pipistrellus

Desde hace años se conocía que Pipistrellus pipistrellus presentaba dos sonotipos: individuos que emitían ultrasonidos en torno a los 45 kHz, y otros que lo hacían a unos 55 kz. Desde el año 2001, gracias a las técnicas de análisis genético, se demostró que en realidad se trataba de dos especies distintas, Pipistrellus pipistrellus, y otra especie hasta entonces críptica, Pipistrellus pygmaeus. Más recientemente se esta especulando con la posibilidad de que exista una especie críptica más en el complejo P. pipistrellus, dado que se detectan individuos que emiten ultrasonidos sobre los 45 kKz, y otros que parecen emitir en frecuencia más alta, hacia 48 kHz. Estos últimos parecen más frecuentes en el norte de España y sur de Francia que en tras zonas por donde se reparte la especie. Hasta que genéticamente se pueda demostrar, lo anterior es solo una hipótesis basada en la diferencia de frecuencia de emisión en una especie que, precisamente por su comportamiento ubiquista, muestra una variabilidad amplia en sus tipos y frecuencias de emisión de ultrasonidos. Pero lo cierto es que esta diferencia puede observarse con relativa frecuencia en las grabaciones de campo. Como muestra exponemos a continuación varias señales y sus medidas, extraídas de una grabación en tiempo expandido, en la que dos individuos emiten simultáneamente en estas dos frecuencias preferentes. La grabación tiene una duración de 3,5 seg, y fue obtenida con un detector Batlogger en el Miera (Cantabria) el 21 de Septiembre de 2014. Al ser simultaneas, la grabación tiene el valor de comparar señales emitidas en el mismo entorno de hábitat, y por consiguiente en las señales no debería influir este en la diferente frecuencia.
 Las señales del "fonotipo" mas alto solapan sus medidas en algunos casos con las M. schreibersii (cómo ocurre con algunas de esta grabación). En la mayoría de las ocasiones, es posible la separación de ambas especies en base a las diferencias que se presentan en la estructura de sus señales. Pero no siempre es posible.

Las lineas horizontales del sonograma marcan las frecuencias de 46 y 49 kHz respectivamente.







El gráfico de la densidad espectral muestra también claramente los dos picos de máxima energía de emisión, en torno a los 46 y 49 kHz en todos los casos.





Javier García - Oliva M.